TurismoenCuba
TurismoenCuba

Inicio del ascenso a la gran Sierra Maestra

por:Lázaro David Najarro Pujol


Iniciamos el ascenso. Nuestro andar es raudo. La fuerza disminuye y decidimos un breve descanso al pie una gran roca volcánica que anuncia al visitante que ella: Hace millones de años era larva ardiente en las entrañas de la tierra, donde la presión y el enfriamiento se convirtieron en roca granítica. Un día el sol, la lluvia y el viento comenzaron a modelarme. Poco a poco me desnudan en capas concéntricas, redondeándome como es característico en mi rocosa familia.

 

 

 

Hasta la Aguada de Joaquín nos separan 8 kilómetros de ascenso y descenso de montañas. Tenemos la satisfacción de poder presenciar todo este paraje de belleza perfecta. Escuchamos los cantos de las aves: del Gavilán, el Ruiseñor, el Tocororo, el Carpintero, el Zunzún... En Aguada, existen grandes cuencas hídricas receptoras de considerables volúmenes de agua.

 

Somos afortunados de disfrutar de una mañana soleada que nos ofrece la posibilidad de contemplar la función del Teatro de Nubes del verde bastión y ser testigos de la capacidad extraordinaria que tiene la naturaleza de fascinarnos con el movimiento de las nubes en las cimas de las montañas, especialmente sobre el majestuoso Pico Turquino, rodeado de su cortejo de gigantes.

El día palidece sin poder arribar a la Aguada de Joaquín, donde se hará campamento y recibir, nos promete el guía, el esmerado apoyo de los trabajadores de Flora y Fauna, guardianes permanentes de estos parajes fisiográficos únicos,  con valles entre montañas. Llegamos de noche.

 

Las personas que radican en la zona: campesinos, trabajadores forestales, arrieros… tienen una habilidad extraordinaria de acortar la caminata y trasladarse con rapidez hacia Santiago de Cuba o la provincia de Granma. Son raudos al andar y de resistencia incalculable. En sus rostros no se observa ni el más mínimo cansancio.

 

Temprano en la mañana, a pesar de las huellas de la intensa escalada, todos vamos en busca de la meta: el Pico Turquino. Alcanzamos el Paso de los Monos. El camino está lleno de obstáculos. Nos toma más tiempo de lo calculado por su escalar permanente y tupida vegetación. A nuestra vista el Pico más alto se nos presenta inmensamente hermoso.

 

Divisamos dos picos: Joaquín y Regino. Nos informamos de que a principios del pasado siglo XX, el botánico sueco Ekman, pionero explorador de elevadas cumbres recorrió estos lugares llevando como guías a dos campesinos en cuya memoria nombró estos picos: Joaquín y Regino. El pico Suecia, tercera elevación del parque también debe su nombre a la actividad de este científico.

 

Estamos a unos dos kilómetros de tocar las nubes con las manos y percibir su humedad refrescante después de un paso rápido entre helechos y gigantescos árboles.

 

El Turquino es nuestra meta final en esta excursión por las montañas de laSierra Maestra. Pero lo escalamos. Aquí en la cumbre de la Sierra le rendimos póstumo homenaje al maestro, a José Martí y, entonces, podemos valorar aún mucho más el significado de sus palabras: Escasos como los montes, son los hombres que saben mirar desde ellos, y sienten con entrañas de nación, o de humanidad.

 

Lo más aventurado es el retorno a Santo Domingo, presionados por el tiempo y el fuerte aguacero que nos sorprende desde la misma cúspide. Un arriero se brinda para cargar en sus mulos las mochilas de mayor peso y todo lo que pueda obstaculizar el descenso impetuoso.

 

Las aguas del impresionante y caudaloso río comienzan a subir. Es imprescindible aumentar el ritmo de descenso por caminos resbaladizos para no quedar atrapados en las montañas ante la evidente crecida de la afluyente.

 

La tarde palidece. Avanzamos a palo de ciego, con la ropa, mochilas y calzados mojados por un camino accidentado. Con la noche encima, el ladrido de los perros en plena oscuridad y el cansancio de la rápida y agotadora marcha llegamos a Santo Domingo.

 

El trayecto no culmina en Santo Domingo. Nos deparaba un tramo, aunque de carretera, de subidas y bajada de montañas hasta Providencia, pero con la satisfacción de haber conocido un sitio bello y lleno de leyendas e historias.

 

Continúa con:


 

Publicidad

TC en Facebook >>

Nuestra ubicación

Turismoencuba

Hirschgraben 40

22089 Hamburgo

Datos de contacto

Teléfono:+49 40 79029270

Skype:mayrinmm

Facebook:por Mayrin Morejon oTurismoencuba

Google+:Mayrin.MM

 

O simplemente haga su consulta mediante el formulario:

 Formulario de contacto

NUEVO!!!!!

Alquiler de apartamento en la

zona turística No 1 de La Habana

Los detalles  ►  Aquí

Apto Buena Vista

Publicidad